Monero

03/08/2018

Como en el mercado del dinero tradicional y la inversión en cualquier tipo de criptomonedas la moneda virtual Monero está sujeta a distintas alternativas que se adaptan al perfil y a los objetivos de cada minero o inversionista, dependiendo del tipo de plataforma de inversión virtual en la cual participe.

El norte de posibilidades en el caso de las transacciones con la criptomoneda Monedo, se caracteriza porque utiliza el protocolo conocido como CryptoNote el cual ofrece algunas opciones que son consideradas como mejores en comparación al Bitcoin pese a que esta es la criptomoneda más popular en el mercado mundial.

Dicho protocolo tiene la particularidad que permite el uso de la CPU y de la GPU del ordenador para minar a otras monedas por lo que amplía las posibilidades tanto de creación como de diversificación minando Mineros desde una computadora sencilla y obtener portafolios de inversión de importante rendimiento y de crecimiento permanente.

Altas ganancias en corto tiempo

Al conservar por un tiempo determinado importantes cantidades de Monero al igual que otras criptomonedas, puede generar altas ganancias que permiten en lapsos muy cortos de tiempo se puedan acumular riquezas significativas. Igualmente, comprar y mantener estas monedas a precio bajo puede generar ganancias en corto tiempo.

En ese sentido, cuando se aprecia el uso de la expresión hacia la luna en referencia a una plataforma o un proyecto que se base en blockchain en cualquier otras, se está anunciando que se ha despertado el incremento de su valor o su token, lo que significa que tendrá o tiene un desarrollo significativo en su dinámica y en su valor.

Cadena anónima de transacción

En el caso de la cadena de bloques de la criptomoneda Monero se caracteriza porque está oculta, por lo que además ofrece la condición de anonimato de las transacciones que realizan sus usuarios en la web.

Del mismo modo, estas transacciones u operaciones son mucho más rápidas que las del bitcoin, por el tipo de generación de bloques que se alcanza en tan solo 2 minutos, frente a los 10 minutos que deben invertirse en la generación de bloques de la primera criptomoneda.

Al igual que otras divisas virtuales sus operaciones son sencillas de intercambiar con cualquier otra persona en cualquier otra parte del mundo y de manera segura y rápida, tan solo con tener acceso a Internet.

Además, no depende de controles oficiales que impongan su valor o que desvirtúen o devalúen su valor, ya que como suele ser en el mercado de las criptomonedas sus controles de cambio son democráticos e independientes.

Inversión dinámica y transparente

Como sus transacciones se producen en un proceso anónimo cualquiera puede usar su nombre verdadero o un seudónimo y como en otras criptomonedas igual el acceso a cada cuenta personal se logra con el uso de una clave en vez de usar una identificación, por lo que nadie necesita el permiso de otro usuario para participar en la red de inversión virtual.

Tiene un proceso de inversión dinámico y transparente, que cuenta con tasas de cambio establecidas por los compradores y vendedores que intercambian esta moneda o que minan en granjas virtuales con dicha divisa.